La Buena Semilla: Domingo 5 Diciembre
Domingo
5
Diciembre
Marta se preocupaba con muchos quehaceres… dijo : Señor, ¿no te da cuidado que mi hermana me deje servir sola ? Dile, pues, que me ayude. Respondiendo Jesús, le dijo : Marta, Marta, afanada y turbada estás con muchas cosas. Pero solo una cosa es necesaria ; y María ha escogido la buena parte, la cual no le será quitada.
Lucas 10 : 40-42
La buena parte
Lectura propuesta : Lucas 10 : 38-42

Estábamos leyendo en familia el pasaje del evangelio de Lucas que habla sobre dos hermanas, Marta y María, y pregunté a mis hijos : “¿Qué significa escoger la buena parte ?”. Después de una corta reflexión, mi pequeña hija dijo : “¡Es cuando escogemos el trozo más grande !”. Sí, algo así. Vamos a ver por qué María escogió “la buena parte”, o la mejor parte.

Marta estaba muy ocupada en los quehaceres del hogar, para atender bien a Jesús, cosa comprensible e importante, pero su servicio la absorbía demasiado. Su hermana María estaba sentada a los pies de Jesús para escuchar su palabra. Quería disfrutar su presencia en su casa, escuchar las enseñanzas de aquel que era el enviado de Dios, e impregnarse de sus palabras.

Sí, la buena parte es pasar tiempo con Jesús. Sean cuales sean las circunstancias de nuestra vida, siempre, y sin temor, podemos acercarnos a él mediante la lectura de la Biblia, la oración, la alabanza, y también reuniéndonos con otros cristianos.

Jesús es la fuente de nuestra vida con Dios ; él es quien mantiene esta vida. Quiere ocuparse de cada uno de nosotros, si nosotros simplemente sabemos quedarnos quietos para escucharle. La clave es aprender a detenernos. No se trata siempre de actuar, correr, sino de callarnos y buscar su presencia. Ahí se encuentra la riqueza de nuestra vida cristiana.

Eclesiastés 1 : 1-2 : 11 - Santiago 4 - Salmo 138 : 1-5 - Proverbios 29 : 7-8