La Buena Semilla: Viernes 16 Julio
Viernes
16
Julio
Dios, que es rico en misericordia… aun estando nosotros muertos en pecados, nos dio vida juntamente con Cristo (por gracia sois salvos).
Efesios 2 : 4-5
El Dios de toda gracia, que nos llamó a su gloria eterna en Jesucristo.
1 Pedro 5 : 10
La verdadera gracia de Dios (2)

La historia de Mefi-boset, mencionada ayer, nos ayuda a comprender la gracia divina. Estas son algunas de sus características :

- La gracia es soberana. Nada obligaba al rey David a preocuparse por los descendientes de Saúl, quien lo había odiado.

- La gracia se dirige a los que no merecen nada, y brilla aún más cuando el beneficiario es indigno. Nieto de Saúl y cojo, Mefi-boset no tenía ningún mérito para hacer valer ante David.

- La gracia actúa en pleno conocimiento de causa. David no ignoraba el origen y la discapacidad de Mefi-boset. Por lo tanto, este podía estar tranquilo. ¡David sabía muy bien quién era aquel a quien invitaba a su mesa !

- La gracia da gratuita y abundantemente. David mandó traer a Mefi-boset, lo colmó de bienes y le dio un lugar de honor. Todo esto sin esperar nada a cambio. (Pretender pagar algo que nos es dado es una ofensa al dador).

- La gracia echa fuera el temor y produce confianza. El nieto de Saúl se presentó con miedo ante el rey. Pero este le dijo : “No tengas temor”. Lo tranquilizó y ganó su confianza. Mefi-boset siguió siendo cojo, pero pudo sentarse a la mesa de David en paz, feliz y confiado.

- La gracia suscita la adoración. Mefi-boset estaba maravillado y confundido ante las bondades manifestadas por David. Con el sentimiento profundo de su indignidad, se postró y dijo : “¿Quién es tu siervo, para que mires a un perro muerto como yo ?” (2 Samuel 9 : 8).

Miqueas 7 - Lucas 5 : 17-39 - Salmo 84 : 5-7 - Proverbios 19 : 17