La Buena Semilla: Jueves 28 Enero
Jueves
28
Enero
(Jesús dijo:) Creedme que yo soy en el Padre, y el Padre en mí; de otra manera, creedme por las mismas obras.
Juan 14:11
¿Jesús es Dios? (1)

En los evangelios Jesús afirma varias veces que él es Dios (Juan 5:18; 8:58; 9:35-38; 10:30…). Sus contemporáneos lo comprendieron muy bien y trataron de matarlo debido a esta afirmación. No querían aceptarlo, y lo acusaban de blasfemo (Mateo 26:65). Pero todos los milagros que hizo demostraron que era Dios:

- Curó a un hombre ciego de nacimiento (Juan 9).

- El viento y el mar le obedecieron. Con dos palabras calmó una gran tempestad (Marcos 4:35-41).

- Alimentó más de 5. 000 personas con cinco panes y dos peces (Marcos 6:34-44).

- Caminó sobre el mar (Juan 6:19).

- Cambió el agua en vino (Juan 2:9).

- Ordenó a un pez traer una moneda para él y su discípulo (Mateo 17:24-27).

- Curó a personas paralíticas, ciegas y leprosas. Con una palabra echó fuera los demonios… (Mateo 9:6; 8:2-3; 12:22; Marcos 5:1-13).

- Resucitó muertos: devolvió la vida a una niña de doce años que estaba muerta en su cama. Resucitó a un niño que iban a enterrar, y lo entregó a su madre. Devolvió la vida a un amigo que yacía en una tumba desde hacía cuatro días… (Marcos 5:36-43; Lucas 7:11-17; Juan 11:39-44).

A un hombre cualquiera que dijera ser Dios, no se lo mataría por eso, sino que se le tomaría por loco. Pero en el caso de Jesús, como vieron realmente a Dios en él (al que no querían), los hombres lo crucificaron. “Han visto y han aborrecido a mí y a mi Padre” (Juan 15:24).

(mañana continuará)

1 Samuel 22 – Mateo 18:1-14 – Salmo 18:1-6 – Proverbios 5:21-23