La Buena Semilla: Viernes 3 Enero
Viernes
3
Enero
Señor, ¿a quién iremos? Tú tienes palabras de vida eterna.
Juan 6:68
Nunca es demasiado tarde

Priscila se inscribió recientemente en la escuela de Ndalat, en Kenia, para aprender a leer y escribir. Ella conoce a algunos de sus compañeros: seis de ellos son sus bisnietos. Priscila se convirtió en la estudiante más vieja del mundo, ¡tiene 90 años! ¿Su motivación? «Quisiera leer la Biblia», dice ella.

Priscila responde así a esta invitación de Dios: “Escudriñad las Escrituras; porque a vosotros os parece que en ellas tenéis la vida eterna; y ellas son las que dan testimonio de mí” (Juan 5:39).

En efecto, la Biblia es ese Libro único que contiene el mensaje de amor que Dios dirige a los hombres. Un versículo del evangelio según Juan resume este mensaje: “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, mas tenga vida eterna” (Juan 3:16).

Quizás usted nunca ha abierto una Biblia, y no quiere hacerlo porque a su alrededor muchos se burlan de ella, ¡a menudo sin haberla leído! ¿No se siente interpelado por el ejemplo de esta anciana que va a la escuela para aprender a leer la Palabra de Dios? Nunca es demasiado tarde para escuchar lo que Dios quiere decirnos: “He aquí ahora el tiempo aceptable; he aquí ahora el día de salvación” (2 Corintios 6:2).

En cuanto a los que hemos creído, recordemos lo que Jesús pidió a su Padre respecto a nosotros: “Santifícalos en tu verdad; tu palabra es verdad” (Juan 17:17). Cada hoja de “La Buena Semilla” de este nuevo año tiene como meta invitarnos a leer la Biblia. Nuestra respuesta, ¿será la de los discípulos a Jesús: “Tú tienes palabras de vida eterna”? (Juan 6:68).

Génesis 3 - Mateo 3 - Salmo 2:7-12 - Proverbios 1:10-19