La Buena Semilla: Domingo 1 Diciembre
Domingo
1
Diciembre
(Jesús dijo:) Así, los primeros serán postreros, y los postreros, primeros.
Mateo 20:16
Obreros de la última hora
Mateo 20:1-16

La pregunta sobre «quién sería el primero y el último en el reino de los cielos», tema que tanto preocupaba a los discípulos, está ilustrada por una nueva parábola: Un viticultor fue temprano a la ciudad a contratar obreros para su viña, y como salario acordaron un denario por día. Durante la jornada volvió varias veces a buscar nuevos obreros. A estos no les fijó su salario, pero les prometió pagarles lo justo, y ellos aceptaron sin discutir. Finalmente, a la undécima hora (al final de la tarde), vio en la plaza a unos hombres que aún estaban desocupados. “¿Por qué estáis aquí todo el día desocupados?”. Su conmovedora respuesta habla a todos los que buscan un empleo: “Porque nadie nos ha contratado”. Él les dijo: “Id también vosotros a la viña, y recibiréis lo que sea justo”. Una hora después esos obreros recibieron su paga en primer lugar, cada uno un denario. Al ver esto, los que habían comenzado primero esperaban recibir más. Sin embargo, cada uno recibió un denario, como habían convenido. Entonces, llenos de celo, criticaron al señor de la viña, quien respondió a uno de ellos: “Amigo, no te hago agravio; ¿no conviniste conmigo en un denario? Toma lo que es tuyo, y vete; pero quiero dar a este postrero, como a ti. ¿No me es lícito hacer lo que quiero con lo mío? ¿O tienes tú envidia, porque yo soy bueno?”.

Los primeros obreros son los que quieren hacer cuentas con Dios pensando que él les debe algo por lo que han hecho. Los otros nos invitan a abandonar nuestras pretensiones y a confiar en la justicia y la bondad de Dios.

En el reino de los cielos, la recompensa nunca es un derecho. Todo depende de la gracia soberana de Dios.

Job 38 - Colosenses 4 - Salmo 136:1-9 - Proverbios 28:27-28